Bizcocho de arándanos con glaseado de vainilla

img_8260

La semana pasada fue el cumpleaños de Juanfran. Para celebrarlo salimos a cenar al Real cafe Bernabeu, un restaurante muy bueno en el estadio Santiago Bernabéu, con vistas del campo. Desafortunadamente no estaban jugando allí, así que el estadio estaba vacío, pero aproximadamente 50 pantallas nos permitieron ver el partido de Canarias mientras disfrutamos de una comida deliciosa y una botella de vino blanco Rueda…

Juanfran no es muy fan del fondant, buttercream u otros dulces, así que al día siguiente le hice un sencillo pero delicioso bizcocho para cantarle el cumpleaños y soplar las velas con los niños y sus padres.img_8231

La tarta está muy buena y no es necesariamente una tarta de cumpleaños, pero os prometo que hará brillar cualquier tipo de celebración. Como bien dijo Ross en Friends, ¡es más ligera que el aire! (en el episodio del niñero).

¡Disfrutad!

Ingredientes:

Bizcocho

  • 2 tazas de harina común
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 1 cucharadita de sal
  • ⅔ taza de aceite vegetal (preferentemente canola)
  • 1 taza de azúcar
  • 2 huevos, a temperatura ambiente
  • 1 taza de leche
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • ½  taza de arándanos (ligeramente cubiertos de harina)

Glaseado de vainilla

  • 1¼ taza de azúcar glas
  • ¼ taza de nata de montar
  • ¼ cucharadita de extracto de vainilla

img_8244

Instrucciones:

Precalentamos el horno a 180 grados. Mientras se calienta, engrasamos y cubrimos de harina un molde rectangular de unos 20 -25 cm. En un bol pequeño mezclamos harina, levadura y sal. En uno más grande batimos el aceite, el azúcar y los huevos hasta que quede una mezcla ligera y cremosa (3 minutos). Añadimos los ingredientes secos en tres partes, alternando con la leche y la vainilla, removiendo brevemente después de cada incorporación hasta que quede homogéneo. Agregamos los arándanos y ponemos la masa en el molde que tenemos reservado. Horneamos durante una hora/70 minutos, dejamos enfriar una hora más y desmoldamos.

Para hacer el glaseado de vainilla, mezclamos en un recipiente al baño maría el azúcar, la nata y la vainilla. Removemos hasta que los ingredientes se hayan mezclado bien, unos 2 minutos. Echamos la mezcla en una taza de medir de vidrio y la tapamos hasta que vayamos a usarla.

Cuando el bizcocho esté completamente frío, echamos por encima el glaseado y lo dejamos que se asiente más o menos una hora antes de servirlo. Podemos decorarlo con algunos arándanos que nos hayan sobrado.

¡Que aproveche!

Receta extraída de libro The complete cookbook de Magnolia Bakery.

OK, let's talk

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s