Sopa de pollo y lentejas

Mi querida amiga Tanya, del blog llamado Chica Andaluza, me envió estas navidades un libro genial llamado “1 caldo, 100 sopas” de Linda Doeser,  con un montón de recetas (101) perfectas para estos días de tanto frío.

Después de haber pasado las fiestas en Panamá el frío de Madrid puede llegar a ser muy duro, pero no hay frío que se resista a un humeante tazón de sopa, como el que os traigo hoy.

Sopa de pollo y lentejas

Ingredientes

Para 6 personas

3 cucharadas de aceite de oliva
1 cebolla grande picada
2 puerros picados
2 zanahorias troceadas
2 tallos de apio picados
220 g de champiñones troceados
4 cucharadas de vino blanco seco
1,2 l de caldo base de verduras *
1 hoja de laurel
2 cucharaditas de mezcla de especias secas
150 g de lentejas de Puy
250 g de pollo cocido cortado en dados
Sal y pimienta
 

Procedimiento

Caliente el aceite en una olla grande. Añada la cebolla, el puerro, la zanahoria, el apio y los champiñones. Rehóguelo todo entre 5 y 7 minutos, removiendo de vez en cuando, hasta que las verduras se hayan ablandado, pero sin dejar que tomen color.

A fuego medio, agregue el vino y déjelo cocer 2 ó 3 minutos, hasta que el alcohol se haya evaporado. Después, vierta el caldo base de verduras. Llévelo todo a ebullición e incorpore la hoja de laurel y las especias. A continuación, baje el fuego, tape la olla y deje que hierva durante 30 minutos.

Añada las lentejas, vuelva a poner la tapa y déjelo cocer durante 40 minutos más, removiendo de vez en cuando, hasta que las legumbres estén tiernas.

Incorpore el pollo, salpimiente la sopa al gusto y deje que cueza otros 5 ó 10 minutos, hasta que tenga la temperatura adecuada.

Sirva inmediatamente.

¡Que aproveche!

* Caldo base de verduras

Para 1 l

2 cucharadas de aceite de girasol
1 cebolla picada fina
2 puerros cortados en finas rodajas
2 tallos de apio picados fino
1 patata grande cortada en dados
2 zanahorias cortadas en finas rodajas
2 chirivías pequeñas cortadas en finas rodajas
1 nabo pequeño cortado en finas rodajas
2 hojas de laurel
6 ramitas de perejil fresco
160 ml de vino blanco seco
1 l de agua
 

Caliente el aceite en una olla grande. Añada la cebolla, el puerro, el apio y la patata. Rehóguelo todo durante unos 8 minutos, removiendo con frecuencia, hasta que las verduras se hayan ablandado y empiecen a tomar color.

Agregue la chirivía, el nabo, el laurel, las ramitas de perejil y el vino blanco. A continuación, mézclelo todo bien y rehóguelo durante 2 minutos, hasta que el alcohol se haya evaporado. A fuego medio, incorpore el agua y lleve el caldo a ebullición. Después, baje el fuego, tape la olla y déjelo hervir a fuego lento durante 1 hora.

Retire la olla del fuego y vierta el caldo de verduras en un recipiente pasándolo por un colador fino. Con el dorso de un cucharón, procure que las verduras suelten todo su jugo, pero sin llegar a machacarlas en el colador. Vuelva a colarlo y deje que se enfríe totalmente. A continuación, tape el caldo con plástico transparente y guárdelo en el frigorífico  (como máximo 2 días). En el congelador se conservará hasta 3 meses.

OK, let's talk

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s